billete 5000 anverso

Fuente: El Mercurio

Adiós al papel moneda: Una tecnología de punta blinda los nuevos billetes de plástico.

Máquinas que imprimen por ambas caras a la vez y que juegan con la tinta para matizar los colores alejan los billetes de los falsificadores.

Desde el 24 de septiembre, un nuevo billete de 5.000 pesos comenzará a circular. Será de plástico, al igual que el de 2.000, pero tendrá más tecnología y lucirá distinto.

Muchos países están revisando las tecnologías de fabricación de sus billetes, dice Iván Montoya, gerente Tesorero del Banco Central y encargado de la nueva familia de billetes. “Las impresiones más sofisticadas permiten reducir al mínimo el riesgo de falsificación por medios electrónicos y digitales como las fotocopias de alta calidad“.billete 5000 reverso

Las impresoras especializadas en billetes de nueva generación pueden mezclar tintas de forma mucho más precisa, lo que les permite dar pequeños matices de colores que son prácticamente irreproducibles, explica. Incluso, algunas zonas del billete serán tornasoladas.

Es como si la imagen de Gabriela Mistral, del actual billete de 5.000 pesos, hubiera sido tomada con una cámara digital de 2 megapixeles y la del nuevo billete con una cámara de 10 megapixeles; la resolución se amplía a simple vista.

El cambio también se sentirá en las manos. Además de la mayor complejidad en el uso de colores, los nuevos billetes también tendrán un relieve de mejor calidad.

El billete de polímero de dos mil pesos tiene una ventana transparente con un relieve sólo con un número; en cambio, el nuevo billete de cinco mil tiene un fondo con una compleja imagen de Gabriela Mistral”, describe Montoya. Otra cosa que lo aleja aún más de los falsificadores.

El número 5.000 incompleto es posible porque la máquina imprime por ambas caras del billete al mismo tiempo.

La textura porosa y la mayor riqueza en los colores no sólo son medidas de seguridad, sino que también facilitarán la vida a los usuarios. Los colores más fuertes ayudarán a reconocer los billetes de distintos montos, especialmente para las personas con problemas de visión. Se suman, además, cambios en la longitud de cada uno.

Entre el papel de algodón y el polímero hay 15 distintos tipos de materiales que se usan para billetes. El euro, por ejemplo, es de un papel reforzado, y el dólar americano usa uno que contiene lino. Los billetes chilenos actuales son de papel de algodón.

¿Por qué plástico? Es una de las opciones, aclara Iván Montoya; la misma que han tomado Australia y Nueva Zelandia. El costo del polímero, un poco más del doble que el papel, se compensa ante la mayor seguridad frente a posibles falsificaciones y por su durabilidad, tres a cuatro veces la del papel.

La gente no cuida los billetes de bajo monto; los arruga, los dobla. Eso hace que se desgasten más“, explica el experto. Un billete de mil pesos en Chile dura un año, pero uno de 20 mil llega hasta los tres. El nuevo billete de plástico de 5 mil puede durar hasta cuatro.

El Banco Central estima que el proceso de recambio de la mayor parte de los 60 millones de billetesviejos” de 5 mil durará un año. Los que queden olvidados en colchones o escondites secretos seguirán válidos y conservarán su valor.

Nota de ebanking.cl: Puedes encontrar más información sobre los nuevos billetes en el sitio nuevosbilletes.cl dispuesto por el Banco Central de Chile para informar al público.

Contenidos relacionados: